Menú Cerrar

Incrementa la productividad de tu negocio con la digitalización

La transformación digital supone mucho más que tener una web y una tienda online en diferentes idiomas.

-Carmen Urbano

Seguir pensando en la digitalización como un gasto y no como una inversión es el peor error que una empresa -de cualquier tamaño- puede cometer en pleno Siglo XXI. Desde el principio de los tiempos el ser humano ha desarrollado tecnología para facilitar su existencia y hacer mayor aprovechamiento de su tiempo. La digitalización es solamente la evolución natural del uso de la tecnología.

No es ningún secreto que las empresas se ven beneficiadas al aplicar la tecnología digital en sus operaciones diarias. El uso de diferentes tipos de software y aplicaciones, habilidades técnicas, de gestión y organizativas han permitido a las empresas que las implementan encontrar y aprovechar mejor las oportunidades, además de reducir las problemáticas. La digitalización, es claramente un facilitador para el crecimiento empresarial.

Las necesidades han hecho que el mundo haya dado un cambio gigante hacia la digitalización empresarial durante este año, con la irrupción de grandes novedades tecnológicas, así como la desaparición de otras tantas.

El uso de softwares y aplicaciones apoyan en múltiples frentes para incrementar la productividad empresarial. El primer beneficio es una mejor comunicación en general. Dentro de la empresa hay un sistema central por el cuál circula toda comunicación interna, un factor importante para que los objetivos y metas trazadas trazados sean claros y del conocimiento de todos los colaboradores de la empresa.


Hacia afuera, permite tener una comunicación efectiva con clientes y proveedores. Un sistema CRM (Customer Relationship Management), por ejemplo, se dedica a recopilar toda la información disponible de nuestros clientes a través de nuestras interacciones con ellos. Con estos datos, es posible realizar un análisis y mejorar aún más nuestro servicio ayudándonos, no solamente a atraer clientes, sino a retener los que ya tenemos.


Asimismo, los softwares y aplicaciones de control de inventarios nos permiten mantener nuestros almacenes y puntos de venta surtidos. Además, estos sistemas también tienen la capacidad de realizar proyecciones de acuerdo a las ventas y compras anteriores, evitando así, tener un sobreinventario o quedarle mal a los clientes.


Uno de los grandes puntos que incentivan la digitalización de la empresa es una reducción de costos. Como ya hemos mencionado antes, la inversión en tecnología permite la automatización de procesos, lo cual elimina trámites innecesarios, reduce el gasto en papel e impresiones y permite a los colaboradores concentrarse más fácilmente en sus labores evitando distracciones burocráticas.


Claro, esto también representa una inversión fuerte en ciberseguridad. Y es precisamente una operación digital la que incrementa la seguridad de la operación empresarial. Al estar toda la información concentrada en un mismo lugar, se agregan diversos candados, permisos y niveles de seguridad, garantizando así la privacidad de los datos de nuestros colaboradores, clientes y operaciones internas de la empresa.

La digitalización, a su vez, permite agregar candados cibernéticos para evitar fraudes. En otras palabras, aumenta la confianza de nuestros clientes en nuestro servicio y elimina preocupaciones para nuestros colaboradores, lo que les permite concentrarse en sus labores principales.


Ahora, también es importante mencionar que estos sistemas brindan beneficios para nuestras comunidades internas. Anteriormente hablamos de las mejoras para la comunicación interna, pero también las labores internas pueden sacarle provecho. Algo tan sencillo como las labores de Administración de Nóminas y Recursos Humanos también pueden ser automatizadas gracias a la digitalización.

Estos procesos burocráticos tienden a ser tediosos y a consumir tiempo de las horas laboras de nuestros colaboradores. Al trasladarlos a una plataforma digital ahorramos tiempo y esfuerzo a nuestros empleados, propiciando un mejor ambiente interno, lo cual se traduce en mayor productividad.


En conclusión, el aumento de la productividad en la empresa es una consecuencia directa de la digitalización y esta es una evolución inevitable para una correcta operación.

Las tecnologías juegan un factor primordial, se requiere, no sólo de un equipo de trabajo capacitado y con visión a futuro, sino de soluciones que optimicen las operaciones, agilicen la producción y salida del producto y sobre todo: mejoren la experiencia del cliente.

En Eviciti queremos acompañarte para que te integres sin mayor contratiempo a la era digital. Será un placer platicar contigo acerca de tu proyecto de digitalización empresarial. Estamos para apoyarte ¡Contáctanos AQUI para que podamos asesorarte de la mejor manera!